EL PERDIDO - ESTACIÓN JOSÉ A. GUISASOLA - PARTIDO DE CORONEL DORREGO - BUENOS AIRES - ARGENTINA

lunes, 29 de mayo de 2017

¿Randazzo, tajaí ? preguntó preocupado Massa




Randazzo viene a finalizar la tarea de Massa, esto es, reencausar al peronismo dentro de esa abstracción de derechas de la que nos habla Horacio González



Horacio González sintetiza al peronismo como "una abstracción de derechas en donde el sistema de bienes de producción privado nunca será puesto en litigio, permitiéndose solamente socializar los servicios, ergo los gastos, nunca las rentas, implementando al mismo tiempo una cierta distribución moderada de la riqueza vía derrame impositivo, no más.." 
Paradójicamente no existe movimiento político o partido más inclusivo que el peronismo. Los diagramas de Venn que confluyen en él son variopintos desde el punto de vista ideológico y digo paradójicamente porque esa diversidad es lo que motoriza la oposición más descarnada y voraz. Sin embargo nunca como antes he observado tanto peronismo antiperonista, incluso durante el menemato las líneas internas opositoras al caudillo riojano se presentaban ciertamente moderadas, respetuosas de su investidura y nunca pusieron en duda su continuidad, a pesar de la notoria destrucción que estaba llevando a cabo. Vale decir, jamás, en aquellos tiempos, le presentaron a la sociedad recetas destituyentes. Acaso la abstracción de derecha de la que nos habla Horacio González tenga que ver con la historia reciente; acaso el kirchnerismo, sin llegar a poder considerarse ni tan siquiera como progresista, no se trate de esa abstracción de derecha pura tal cual el histórico “deber ser” subsistente del peronómetro transversal le exige a su dirigencia.

Dice H.G: “Buena parte de la estructura interna del peronismo está cimentada por la contradicción. Su ala derecha no muestra grietas al respecto, ni la de antaño ni la actual. Hoy la Triple A no es necesaria, su lugar está ocupado por las corporaciones mediáticas afines. Alguna vez Ortega Peña, en la soledad de su banca, habló sobre la necesidad de entablar acciones políticas concretas cuando la correlación de fuerzas lo permitiese, en ocasiones la verdadera identificación debe merecer momentos de profunda meditación, acaso de silencio. Por otro lado si gobernar es movilizar, y sabemos al mismo tiempo que nunca vamos a detentar el poder real para terminar con las asimetrías sociales bueno es hacer todo el ruido posible, porque  gobernar es movilizar, es responder, es contestar. Es hora de movilizar, basta de silencio, es necesario el armado de una ingeniería comunicacional popular que desbarate toda y cada una de las operaciones y a su vez tenga capacidad de contraataque. Los poderes fácticos no van a ceder un milímetro en estas cuestiones”.

Como mencionamos hace pocos días la estigmatización es una conducta política asentada, forma parte de la plataforma política de la derecha peronista y no peronista, de modo que el antagonista ideológico (corporaciones) ha logrado modelar estructuras internas y externas al movimiento que es necesario interpretar en su verdadera dimensión.


1 comentario:

  1. Colorado del Monte29 de mayo de 2017, 22:07

    Yo sigo sin entender como se construiría esa entelequia de "la unidad en las PASO" que proponen los adláteres del Mudito.
    Después de las PASO, las líneas internas que se presentan por el mismo espacio político tienen dos opciones: o ganaron e IMPONEN su lista o PERDIERON y marche preso.
    No hay margen para "repartir los cargos 2/1; 3/1 o ɸ = [1 + ⎷5/2]" (si queremos respetar la proporción áurea)
    La UNIDAD es ANTES.
    Lo otro ya sabemos como termina. Y si no, que lo diga Aníbal.
    Mientras tanto, los "democráticos", los que exigen autocrítica le prohiben participar a Lousteau en la interna o desde el Frente Reo-Vandor amenazan con "frenar a Cristina si se postula".
    No sé quiénes serán los candidatos del partido acá en la provincia ni con quienes se van a alinear.
    Después de los menúes que nos hicieron deglutir en 2015, la carne de batracio me cae bastante mal.
    Los anfibios que "garantizan gobernabilidad" con mi bolsillo, mucho peor.
    Sólo una cosa me queda clara: si no hay UNIDAD "dendeveras" voy a votar al candidato más recalcitrante de la zurda que se presente por acá.
    Por lo menos me garantizo que en el Congreso va a votar EN CONTRA de toda esta bosta neoliberal que nos está haciendo mierda y nos está dejando SIN PAÍS.
    Abrazo patagónico!!!
    ...

    ResponderEliminar