EL PERDIDO - ESTACIÓN JOSÉ A. GUISASOLA - PARTIDO DE CORONEL DORREGO - BUENOS AIRES - ARGENTINA

lunes, 1 de junio de 2015

ESO DE LAS PUEBLADAS

EDITORIAL DEL SÁBADO 30 DE MAYO - PROGRAMA TESTIGOS DE PRIVILEGIO POR LA AM 1470 LA DORREGO - CIUDAD DE CORONEL DORREGO



Puebladas mediáticas y puebladas políticas


Eduardo Molini: “Perplejos, dominados por la impotencia y el odio, una vez mas no han dejado pasar la oportunidad de mostrar su agresiva manera de considerar la alegría popular. Merecedores de lástima son en definitiva hombres y mujeres que desde redacciones y candidaturas imposibles derraman su habitual cuota de amargo sometimiento a los deseos de lo peor del entramado del poder real. Será trabajo de cientistas sociales explicar semejante desborde. Mientras tanto, lejos de la ciencia, diremos que nos envidian demasiado, y vaya si nos envidian…”



Julio Fernández Baraibar: “La Plaza, que digo la Plaza, el centro político de nuestra historia, el Aleph de nuestras victorias y de nuestras derrotas, estaba ocupado por la más abigarrada multitud que alguna vez hayan visto estos ojos veteranos. Todos celebraban, muchos, por primera vez, vivaban a la Patria sin retaceos, con la seguridad que era a la Patria común que vivaban, no a la patria pequeña y usurpada, sino a "ese dolor que aún no sabe su nombre", a ese misterio que convierte a los habitantes de un espacio geográfico en el coro polifónico de un deseo de todos, de un ansia compartida, de un pasado heroico que promete futuros generosos, solidarios, fraternos. Y todos ellos, agitando banderitas, alegres, felices, esperando, sin decirlo, que apareciese esa mujer cuya palabra convertiría nuestra multitud innominada en pueblo consciente, en fuerza transformadora, en unidad gozosa, en voluntad unívoca de ser”.


Hasta aquí mis ilustres invitados…, y uno se mete, de caradura nomas....




Mientras nuestra gusanería política e intelectual, colectivo autoexiliado de una Patria sin fronteras ni reservas, sin muros ni balseros, se presta para el armado de videos financiados por los Buitres-Nisman al bello y “Hermoso Monte” que nos hermana los han querido “desadjetivar”. Si de puebladas hablamos deberíamos partir la imagen y observar con sumo detenimiento los festejos populares del 25 y los desmadres direccionados en el balneario. La traducción literal de la palabra pueblada se centraliza en el vocablo rebelión, insurrección, levantamiento. Y uno pudo observar ese proceso revulsivo contra el establishment dominante y corporativo en la Plaza de Mayo, no en Monte Hermoso. Aquí se pudo notar un intento restaurador, contrario al anterior, basado en las peores páginas de nuestra peor historia.
Hace 12 años que nuestro pueblo está protagonizando una pueblada inédita, una pueblada en paz, una pueblada democrática, participativa, horizontal y abierta, una pueblada evolutiva y reformista, construyendo en algún caso, reconstruyendo en otros.
Hace pocos días me atreví afirmar que el kirchnersimo fue la casual anomalía dentro de un país que hace varias décadas se había rendido al sentido común político, al sentido de conservación “bien pensante”, extremadamente occidental y cristiano. Hasta su llegada, y a decir de José Pablo Feinmann, Argentina era un país flaco, tan flaco como la mala suerte…. Pensemos solamente que el kirchnersimo ingresó al campo ejecutivo por “la ventana”, les dieron quince minutos; ya van 12 años. Eso solamente lo puede lograr una sana pueblada revulsiva con enorme contenido y continente político.


No hay comentarios:

Publicar un comentario