EL PERDIDO - ESTACIÓN JOSÉ A. GUISASOLA - PARTIDO DE CORONEL DORREGO - BUENOS AIRES - ARGENTINA

domingo, 30 de marzo de 2014

SI TODOS LOS CAMINOS PERONISTAS CONDUCEN a MASSA o a SCIOLI, VAYAN. Si notan que muchos de nosotros no llegamos a tiempo empiecen su recorrido nomás, no hace falta que les expliquemos las razones de nuestra ausencia...





Yo sé que ustedes, los peronistas del peronómetro, tienen un estómago a toda prueba. Y en política acaso sea el mejor de los anticuerpos. La historia, en ese aspecto, no los debería mortificar ni señalar. De hecho no tiene razones para hacerlo (¡¡guay con el culo de aquel partido político que se atreva a arrojar la primera  tosca!!). Pero qué se yo, Massa, Scioli, es demasiado.

Les hablo desde la marginalidad kirchnerista, tipos que habitamos los suburbios no peronistas del proyecto sosteniendo desde la acción, acaso de forma testaruda, risible e inocente, aquella convocatoria que Néstor nos hiciera en el año 2003. Vengo a proponer un sueño dijo, y agarramos viaje. Me asumo como "infiltrado". 
Un par de años después Tinelli, con inspiración y formato Televisa, tomaría la frase para banalizarla con sus impresentables programas. En el inconsciente colectivo de nuestra sociedad quedó mucho más instalado este mensaje que aquel. De allí su vigencia; del de Néstor nos acordamos poco y mal. Es probable que durante los 90 no hubiera razones por las cuales soñar, recuerdo que había que ser experto en el arte de la resignación, el placebo y la tilinguería, por entonces otros títulos eran más acordes: Showmatch o Ritmo de la Noche. Disculpen la digresión, pero no quiero volver a aquello. Es una cuestión que me supera. Tiene que ver con el campo de las ideas, teorías inclusivas y solidarias que uno arrastra desde los tiempos en donde la murga roja y negra recién comenzaba a gritar por la patota del Doctor. A la distancia nos sentíamos profundamente americanistas adhiriendo de modo ferviente a la epopeya del Frente Sandinista. Fonseca, Borge, Cardenal, Ortega, la enorme película Bajo Fuego y la recurrente perversión del cipayismo, por izquierda y por derecha, de la mano de los Contras, porque hay que decirlo, también existió un Eden Pastora. Bajar el analfabetismo del 50% al 13% no alcanzó, tampoco alcanzó universalizar la salud, no fue suficiente que los índices de mortalidad descendieran, menos aún la gran cantidad de nicaragüenses incluidos activamente en los procesos productivos luego de promulgada la ley agraria. Luego, en 1990, Violeta Chamorro y la ola neoliberal con Estados Unidos detrás. Y todo volvió a ser noche. Para tener en cuenta: noche que duró 17 años. Las noches liberales son extensas, consumen vidas  y no entienden de latitudes, las traiciones tampoco...
Vuelvo al tema...

Sospecho que en este contexto trataremos de dar pelea por dentro, a pesar de Massa y de Scioli. Por fuera no hay nada ni nadie que nos proponga un sueño, y si acaso alguno se atreve al plagio sabremos que nos miente. En estos años ha quedado muy claro en dónde está parado cada quién. En dónde está parado el radicalismo, el socialismo, la centroizquierda y la izquierda. Un grupo de coreutas al servicio de un director corporativo cuyas manos ensangrentadas no son motivo de indignación. Si nos toca perder volveremos a ser parias, nos quedará la foto del “Proceda Bendini”, escucharemos desvelados el poema Quisiera que me Recuerden y nadie tendrá la osadía de intentar devaluar cada uno de los derechos que supimos conseguir; si nos toca ganar estamos seguros que seguiremos siendo suburbio, pero como decía Rodolfo Braceli la dignidad de la pobreza exhibe riquezas marginales que la vulgaridad del ostento no alcanza a comprender.



El ostento habla de tarifazo cuando hace quince minutos pedía bajar el gasto público reconvirtiendo el sistema de subsidios. Corrían al gobierno por izquierda porque estaban convencidos de que el ejecutivo nunca iba a pagar el costo político de una medida que afecta a los sectores medios urbanos, sectores que teóricamente debería seducir. Porque están acostumbrados a la política de la seducción, a la política retórica y no a la política de la acción. Pues sucedió, entonces no tienen como mejor idea: mentir. Y tan perverso es el embuste que hasta mis amigos del Pago, tipos que nunca gozaron del beneficio y que siempre abonaron tarifas reales, hablan de tarifazo. Encima el redireccionamiento de esas partidas a favor de las asignaciones y del plan Progresar hablan por sí de la enorme equidad que incluye la medida. Los millones de argentinos que no estábamos comprendidos dentro del sistema de subsidios no éramos tenidos en cuenta para estos analistas, incluso recuerdo que ante la posibilidad de renuncia al beneficio sólo lo hicieron unos pocos altruistas muy comprometidos con el proyecto. Aquel ostento es el mismo que no visualiza como tarifazo los recurrentes aumentos del ABL en CABA.



Con licencia anónima para matar las hordas caceroleras salieron a cazar cachorros de tigre. En estos casos no existe la defensa propia como la quieren dibujar los medios dominantes. Eso es muy claro. Las víctimas quedan atrapadas, en el piso y rodeadas por la turba. Es una horda que tiene ganas de matar corriendo el menor de los riesgos posibles, físicos y jurídicos; a diferencia de las víctimas que salen a robar sin medirlos. En estos casos recientes no sabemos si las víctimas salieron a matar porque no lo hicieron (aún nos persigue el prejuicio), sin embargo queda en el aire burgués una sensación de justificación colectiva que asusta mucho más que la peligrosidad que muestra el propio cachorro de tigre, como suele llamar Galeano al pibe excluido, al pibe rechazado, al pibe de 20 que desde la década de los 90 le vienen cerrado la ventanilla de auto cuando se acercaba por una moneda a cambio de una estampita de San Cayetano.



Creo que los discursos y acciones de Massa y de Scioli tienen que ver con el problema y no con la solución. Y esto va en línea con las falacias expresadas por el primero con relación al proyecto del nuevo Código Penal por un lado y la mano dura de Granados por parte del segundo. Una provincia vigilada, cámaras por todos lados, cámaras por la dudas, cámaras vigilando que no se roben las cámaras y los importadores de cámaras pletóricos de ganancias. Cientos de testigos violando un amor ocasional, miles de ojos observando cómo te ponés en pedo porque bajaste del norte sin más que cuatro hijos. La ciudad Freejack, la provincia Freejack, un mundo Freejack en busca de la pureza.



Por eso es necesario volver a ese sueño propuesto en el 2003 sabiendo que el único con intenciones y pergaminos laudatorios es el kirchnerismo. Por eso, mis amigos peronistas, SI TODOS LOS CAMINOS CONDUCEN a MASSA o a SCIOLI, VAYAN. Si notan que muchos de nosotros no llegamos a tiempo empiecen su recorrido nomás, no hace falta que les expliquemos las razones de nuestra ausencia, de ésta nos tendremos que hacer cargo nosotros, asumiendo con hidalguía la derrota de los tiempos.



10 comentarios:

  1. El 31 de Marzo de hace 5 años se moría Raúl Alfonsín. Él tuvo el mismo sueño que Néstor Kirchner. Nos invitó, fuimos, y de poco el salón se fue vaciando. Parece que gran parte de los invitados, luego de un par de tragos y algunos canapés, buscaban otra cosa. Dicen que todavía la están buscando, dicen que muchos de ellos no saben qué es lo que están buscando.

    ResponderEliminar
  2. Gustavo: me emocionó leer lo que escribió, porque es lo que yo siento también, lo siento desde siempre, desde que empecé a notar que no hay posibilidad de que los hoy indignados entiendan lo que no entendieron hasta a hora. Porque me dí cuenta de que no se trata de entender sino de sentir. Porque el saber dónde está parado hoy cada uno me hizo comprender que no somos mayoría. Así que me sumo con usted a esos kirchneristas marginales que seguirán sosteniendo la esperanza de que ese hilo que unió aquellos momentos tan sentidos y cobijados en el corazón de los años 70, con el 2003 cuando Nestor nos vino a proponer un sueño, vuelva a tensarse, si es que alguna vez ocurre y aunque nosotros ya no estemos. Anoteme en la lista.

    ResponderEliminar
  3. Cuestiona por supuesto y duro.Un cierto pragmatismo que lleva a aceptar cualquier mejunje en nombre de la realidad .Lo cierto que tanto Massa como Scioli y ainda mais vienen a proponernos una jodida pesadilla.Creo sin embargo que no se pueden regalar estos tiempos así como asúa y habra que dar pelea nomás

    ResponderEliminar
  4. Te agradezco por el recuerdo al Dr. Raúl Alfonsín.

    ResponderEliminar
  5. Grosso, amigo, filoso y agil lo tiene el 2014. Un gran recuerdo para Alfonsin, el mismo que la conduccion oficial y la mayoria de los radicales escondieron un tiempo largo. Nèstor tambien se murio y algunos kirschneristas ? les pasa lo mismo que a los radicales en su momento.A proposito en la pagina del PJ dorreguense porque no hay fotos de nestor y cristina kirschner ?

    ResponderEliminar
  6. Amigo de las 9.44. Vamos a seguir dando pelea. Sabemos que cuentan con enormes ventajas. Por lo menos que les cueste. El laburo principal debe hacerse para las PASO. Unidos y Organizados para centralizar la cosa en el mejor candidato K. Si Urribarri, Randazzo, Dominguez van separados, somos pan comido para el Sciolimassismo o para el Massasciolismo, como usted más guste...

    ResponderEliminar
  7. Para ir tomando nota:

    http://www.lanuevaradio.com.ar/noticias_enero_2013/2014-03-31-as.htm

    ResponderEliminar
  8. Tremendo Barrefondo. Tu aporte amerita una segunda parte al post. Creo que el Proyecto Nacional y Popular está literalmente en el horno, Abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay una cierta candidez por parte de muchos kirchneristas que sostienen que la conducción de Cristina sigue después del 10 de diciembre de 2015.

      Vos creés que estos tipos podrían reconocer la conducción de Cristina?

      Ahí sí que estamos en el horno.

      Eliminar
    2. Ni en pedo. Y si la pueden meter en cana para obtener un beneficio político lo harían sin inconvenientes. El fin de ciclo no lo diseñaron las corporaciones, ni los medios, ni siquiera el pueblo. El fin de ciclo lo armó el propio peronismo. Ya largué la segunda parte de la nota con tu valioso aporte. Gracias.

      Eliminar