EL PERDIDO - ESTACIÓN JOSÉ A. GUISASOLA - PARTIDO DE CORONEL DORREGO - BUENOS AIRES - ARGENTINA

viernes, 20 de abril de 2012

EL PERDIDO - 111 ANIVERSARIO


El Perdido se merece mucho más que un par de perversos discursos



“Se puede reconocer a un pionero por las flechas que lleva en la espalda”
Beverly Rubik

“El destino no es cuestión de azar; es cuestión de elección.
No es algo que hay que esperar, es algo que hay que conseguir”
William Jennings Bryan



Es usual que el término perversión sea concebido solamente a partir de una de las tantas acepciones que tiene; aquélla que nos habla de la inmoralidad que implica ostentar un rango extremo sobre determinados vicios, particularmente los corporales. Aquí lo convocamos para tratar el tema de la falsedad, la siniestra actitud que encierra depravar el verso, corromperlo, intentando modificar la realidad concreta a través de una batería de sofismas dialécticos y empíricos.

Teniendo en cuenta este estricto sentido lingüístico podemos afirmar que los sendos discursos escuchados en el aniversario ciento once de nuestra localidad arroparon instancias de perversión muy propias de nuestro ejecutivo municipal. Tanto el Delegado como el Intendente han manifestado en sus dichos un espíritu democrático, inclusivo y tolerante que ciertamente no practican y que presumo desconocen en su esencia. En ambos alegatos, repletos de adjetivación risibles, quedó plasmada la idea de una gestión que comprende a la totalidad de la población, visión muy alejada de la realidad tangible. (Sobre el tema Gas se habla de la “gente” como un sofisma colectivo totalizador cuando en realidad se debió mencionar “la gente que hasta ahora pudo acceder al servicio”, soslayando además los enormes sacrificos y deudas que conlleva gozar de tan elemental insumo. Y allí nos encontramos que el supuesto cien por cien se transforma mágicamente en apenas el 35% de los hogares).

Por fuera de comprender las formalidades vacuas que encierran estos actos (Cortázar afirmó que los aniversarios son la puerta de entrada hacia la estupidez) a algunos vecinos nos incomodó la perversa mención que hizo el Delegado sobre la integración casi visceral que la sociedad en su conjunto tiene con el proyecto comunitario. Un grupete de aduladores subsidiados, enquistados dentro de la maraña municipal que aplauden con denuedo no modificarán para nada las cuestiones elementales que de exprofeso se omitieron: Salud, cultura, deporte, infraestructura, etc... (Sobre salud, infraestructura y deportes no me voy a explayar ya que lo he realizado en otros artículos)

Hay debates y encuentros que son innecesarios. Se sabe perfectamente sobre el miserable direccionamiento que se realiza para favorecer a determinados adherentes en detrimento de otros ciudadanos, conspirando contra vecinos de la propia localidad cuyo sublime pecado es no estar alineado. De ese modo la única Analista de Sistemas y Profesora de Computación que tenemos en Guisasola ha sido literalmente expoliada en un concurso fraudulento por una asistencia que el propio Lagos observó como lamentable. Cuestiones de semejante tenor que nunca pudo, supo, o quiso enmendar. A esta altura del partido ni falta que hace, que se quede tranquilo, con agachar la cabeza para evitar explicaciones alcanza de modo poder continuar apreciando su verdadera altura intelectual. Igualmente se conoce a la perfección la actitud individual y colectiva del ejecutivo ante instituciones que no comparten sus modos y políticas. No sólo son tristemente olvidadas sino además se trata de vaciar el contenido de sus proyectos sean ellos culturales, sociales, o solidarios. 

Resulta muy doloroso para los que estamos comprometidos y orgullosos de pertenecer a un colectivo social y que hemos trabajado para dicha construcción, observar que no sólo se es víctima de la intolerancia sino que además se afirma perversamente que no es así. Sería menos riguroso si en oportunidades se apelara al silencio y no al fraude del sofisma. Mark Twain decía que “si un hombre no cree lo mismo que nosotros decimos que es un loco, y ahí queda todo. Bueno, eso pasa ahora, porque no podemos quemarlo”, para luego agregar “uno no puede depender de sus ojos cuando lo que está desenfocada es su imaginación”   


Mi insistencia sobre el debate cultural a escala municipal encuentra en El Perdido su máxima referencia por no decir la ponencia más bizarra que uno pueda observar. Ni el ciclo de Les Luthiers, ni la doble emisión de Mafalda, ni el Globo Rojo, ni La Caída, ni El Pianista tuvieron para nuestra Delegación dignos merecimientos de interés. El Taller Literario con la presentación de una Antología con poemas de autores locales, los cursos de computación para jóvenes y adultos, la inauguración del Laboratorio de Informática Carlos Aiub, tampoco disfrutaron de consideración estatal. El Teatro creado por la Biblioteca fue, primero absorbido y luego demolido entre los laberintos burocráticos, dejando de lado de modo extemporáneo a la persona que habíamos instalado por voluntariado como coordinadora siendo reemplazada por el formato de asistencia técnica rentada con adjudicación directa. Las muestras de artistas locales y foráneos no encontraron en las autoridades motivos y entusiasmos. Eso sí. Un Bingo es otra cosa, y más cuando la conyugue del Delegado conduce a la Institución en su máximo cargo. (Ojalá nunca se les ocurra desvirtuar la esencia de la entidad popular a favor de intereses particulares diseñando una suerte de jardín maternal privado con diseño de ONG). Si hay desfinanciación, desmanejo y vulgaridad que no se note, un paso al costado será muy bien valorado.

De inmediato recordé que el otrora imponente Imperio Romano no había caído en manos de los Godos porque estos eran mejores y más diestros en las artes o en las ciencias, sino porque simplemente eran más. Vaya la paradoja. (¡Que maravilloso haber tropezado con una paradoja! Ahora tenemos alguna esperanza de hacer progresos. Niels Bohr) Una entidad educativa y formativa de carácter cultural, y con apoyo municipal, resuelve para recaudar fondos apostar al juego estableciendo una suerte de declaración de principios inalterable en el marco de una sociedad que observa al poder y al azar como únicas salidas tangibles (declaración de principios muy bien explicitada por esta misma gente, caballeros del entorno, cuando los tiempos en los cuales brillaba el Clan Schechetl)

Lo más triste es que el éxito está asegurado. Años de esfuerzos para mantener la autarquía (espacio de libertad) y colocar a la Institución en un sitial de prestigio y consideración regional en el ámbito de la cultura para que un conjunto de advenedizos, cuyo objetivo de máxima era derribar a la anterior conducción, decida arrasar con todo lo realizado, en parte por ignorancia y en parte para tratar de que de la anterior gestión no quede ni el recuerdo. El problema es el camino escogido. Nos hubiera encantado ver que sus esfuerzos apuntaban a elevar el tenor. Lamentablemente y como decía el General Perón, un tonto con poder es más peligroso que un mal tipo con poder; el mal tipo puede cambiar, el tonto es invencible.

Esta descripción no hace otra cosa que ratificar la perversión mencionada con respecto a sendos discursos ratificando el concepto que el Delegado Lagos es el mejor representante que el Intendente puede tener en pueblo. ¿Qué significado tiene, con el auxilio municipal, modificar tan drásticamente los paradigmas institucionales de una entidad que había logrado prestigio regional, solvencia financiera, proyectos culturales varios y un estándar edilicio muy adecuado para sus fines? ¿Qué pasó en el medio? La obra de Gas no pude ni debe ser excusa ya que podía haberse financiado mediante los recursos especiales que Conabip tiene para reformas internas y mantenimiento. No olvidemos que el mismo edificio se adquirió mediante la gestión de partidas extraordinarias en tiempos de Coca Fernández, como así también puntuales modificaciones internas que se efectuaron a posteriori. Claro. Es necesario trabajar, armar el legajo y presentar las formas como es debido. Como ex Presidente de la entidad y socio de la misma me da tristeza y me rebela el desafortunado rumbo tomado.

Las actuales autoridades, en consonancia con sus mentores, no asumen que la entidad es de todos, consideran que solamente es una organización particular susceptible de ser cooptada, en donde el resto no cuenta. La esencia de la intolerancia. Un resto que no merece ser informado, consultado; un resto que debe desaparecer para poder operar discrecionalmente.

¿Qué nos queda por hacer? Por ahora muy poco. La sociedad, al igual que durante los años noventa, escogió un camino a seguir.
Aquí en Guisasola todas las Instituciones están cooptadas por el establishment dominante sopretexto del interés comunitario. Nada más falso si atendemos sobre lo dicho y a la par revisamos algunas terciarizaciones usurarias llamativamente adoptadas, aceptadas y en algún caso festejadas

El oficialismo y sus adjuntos no sólo distan de ser tolerantes, además extreman sus impulsos a favor de no dejar lugar a dudas sobre quién decide la suerte del colectivo social creando una comunidad de victimizados timoratos que nunca se atreverán a cuestionar situación alguna.

Feliz cumpleaños El Perdido, creo que merecés mucho más que tu presente, estimo que sos un estupendo lugar para vivir y para morir, un paraje que es necesario pensar y cuidar, y que no puede permitirse dejar a nadie fuera del debate, lástima que el Gobierno Municipal y buena parte de tu población no te ama, simplemente te utiliza para fines determinados.

“Es prerrogativa de un loco decir verdades 
que nadie más dirá”    
William Shakespeare

No hay comentarios:

Publicar un comentario