EL PERDIDO - ESTACIÓN JOSÉ A. GUISASOLA - PARTIDO DE CORONEL DORREGO - BUENOS AIRES - ARGENTINA

viernes, 16 de junio de 2017

El Partido Justicialista de Coronel Dorrego necesita sin más demoras bosquejar una nueva hoja de ruta, Unida y Ciudadana...






Observo con tristeza y melancolía, pero sin ningún tipo de sorpresa, que el Partido Justicialista de Coronel Dorrego está apostando a perder nuevamente el tren de la historia local. Así sucedió en el 2007 y en el 2011, momentos en los cuales las urnas dorreguenses reventaban con votos kirchneristas, cuando la miopía y la comodidad se hicieron militancia y la dirigencia optó por eludir la voz del pueblo y conservar sus prebendas personales de la mano de un aparato territorial multifacético que como tal hacía años había dejando de funcionar. Por ese entonces el Partido Justicialista de Coronel Dorrego no acompañó de manera concreta, política en mano, los paradigmas que el propio micro-clima de los suburbios estaba exhibiendo, encapsulados bajo siete llaves dentro de sus entornos jamás se dieron por enterados que el kirchnerismo estaban haciendo política en Coronel Dorrego, a 600 km de distancia, con medidas concretas que afectaban directamente la calidad de vida de sus vecinos, porque definitivamente se había metido en el alma de las barriadas y en el progreso de las instituciones. 
Y se dejaron ganar la partida local por el conservadurismo radical, un conservadurismo políticamente incluyente si cumplís el rol, on the rocks, si le caes bien. Por ese entonces no se pensaba lo que algunos altos referentes y posibles postulantes locales, en algún caso los mismos, piensan en la coyuntura; eso de que “si le va bien al gobierno nos va bien a todos”. Varios de ellos acompañaron el intento destituyente en las rutas, otros se robaron las bancas defecando sus orgullos sobre la voluntad popular, mientras que otros ofendían con violentas cartas de lectores en el libelo massotista La Nueva Provincia. Por esos días no interesaba que al gobierno le fuera bien.
Curiosamente lo revelan ahora cuando al gobierno neocriminal que nos preside le va fenómeno pero lamentablemente, y como era previsible, el pueblo sufre la ignominia de un sistema tan inhumano desde lo social como corrupto desde lo económico y jurídico.

El siguiente fragmento corresponde a una nota de opinión publicada por El Ateneo Popular Arturo Jauretche de Coronel Dorrego en junio del 2011. Solo espero que al final de este año electoral no siga teniendo la sospechosa vigencia que posee en su interlineado...

“Por el lado del Justicialismo local veo que ha llegado siete años tarde a una esquina en donde ya nadie lo espera. La indefinición ha sido su condena. El PJ tuvo varias oportunidades de insertarse desde la dialéctica, la retórica y el compromiso político al modelo Nacional y Popular encabezado por el matrimonio Kirchner. Ver la suerte de otros distritos vecinos aclara el concepto. Es en la mala cuando se ven los pingos, en las buenas, todos exigen charreteras. Ha optado, convenientemente y mirando sólo la coyuntura, por la tibieza de sus relaciones domésticas en lugar de trabajar y militar a favor de la idea colectiva que los había erigido como sus dignos representantes. Las declaraciones de sus concejales durante el mencionado conflicto campestre del 2008 fueron un fiel reflejo de la vereda transitada. Pensar en incomodidades personales antes que en el proyecto político que se sostenía defender nos debe hacer pensar que de determinados mojones jamás se retorna. La conformidad circula con mansedumbre, la siesta continúa por decisión popular, no existe una movilización colectiva de ideas, un debate profundo y denso, barajando y deconstruyendo las pulsiones dominantes, y eso trae aparejado como consecuencia que no entendamos que debemos pensarnos íntegramente. José Pablo Feinmann (hombre que no necesita ni pretende devoción ni santidad) afirmaba que uno puede leer 5000 libros durante su vida, pero si tal inventario no es capaz de relacionarlo es como si no hubiera leído ninguno. En la sociedad ocurre el mismo fenómeno. Si no tenemos capacidad de pensarnos, de reinventarnos, relacionando los eventos vitales, nuestra hoja de ruta siempre contará con defectos de impresión, con omisiones insoslayables, y terminaremos, como tristemente afirmó un joven militante oficialista, deseando territorios celestiales, esterilizados, de occisa neutralidad.”

Reitero, es solo una impresión. Me parece que el Partido Justicialista de Coronel Dorrego necesita urgentemente bosquejar una nueva hoja de ruta, Unida y Ciudadana, abandonar la rúa timorata de las conveniencias, los egocentrismos y los posicionamientos personales ratificando humildemente y con militancia de base el incipiente despegue logrado en el año 2015, un ascenso que estuvo relacionado con un proyecto socio-político definido y expresado unívocamente por Cristina Fernández de Kirchner, hoy en el Frente Unidad Ciudadana. Dicha génesis le permitió al colectivo nacional y popular exponer su tarea legislativa con eficacia y compromiso, y al mismo tiempo obligó a la colectora oficialista, la cual se presentaba como oposición, a maquillarse y aggiornar su acting para que no se note tanto que el radicalismo gobierna el distrito con un marcado despotismo desilustrado. En el presente, y al igual que ocurre en Provincia y en Nación, en nuestro distrito la única oposición real al perverso modelo vigente es la Unidad Ciudadana recientemente conformada. El resto son pajes de la fiesta neoliberal, portadores de los necesarios disfraces y el festejado cotillón.
Dudar significaría volver a padecer lo mismo del 2007, 2009, 2011, 2013, momentos de goteo en los cuales sin prisa pero sin pausa se llegó inexorablemente a la definitiva ausencia representativa en el HCD y quedar, como evidencia la historia, fuera de toda consideración política para el ciudadano.

3 comentarios:

  1. Quien quiera oir que oiga

    ResponderEliminar
  2. Me llama la atención que con tu inteligencia no te hayas dado cuenta o que todavía tengas esperanzas en esta gente. Es cierto, lo de la UCR y lo del Vecinalismo es peor. Aca la ideología no está en juego, cualquiera dice cualquiera, a nadie le importa lo que se piensa y lo que se dice. Saludos

    ResponderEliminar
  3. y por ahí para el 2023 se alinean, si tenemos suerte para las legislativas 2021

    ResponderEliminar